0

En el mundo no hay nada más valioso que tener hijos, pero a veces te puedes ser demasiado tolerante y, sin percatarte, ellos se van haciendo malcriados. Desde luego que el amor de los padres es incuestionable, pero una educación basada en los límites fomentará su felicidad actual y futura.

No dejes que se conviertan en chicos mal portados y evita estas malas actitudes en su infancia:

Navegar en internet sin supervisión
Si son menores de edad, lo mejor será que monitorees los contenidos a los que tienen acceso. No es que invadas su privacidad, es para evitar que se expongan a materiales inapropiados para su edad. Tampoco deben de estar en un chat con extraños por Messenger, Whatsapp u otro medio de este tipo.

Cuentas en las redes sociales sin tu autorización
Tienes que hacerte responsable de que la configuración de sus perfiles en las social networks sea la adecuada, para que no sufran problemas de robo de identidad.

Pasar muchas horas viendo televisión
Permíteles solo ciertos periodos de tiempo, es mejor que ocupen su valioso tiempo en otras cosas.

Burlarse de quienes son diferentes
Ya sea de un adulto mayor, alguien con síndrome de Down o de otra raza, jamás dejen que se mofen de otro ser humano, y mucho menos por algo que éste no eligió.

Despilfarrar el dinero
No se trata de ser avaro, solo procurar que tus hijos comprendan el valor de las cosas y entiendan que no se deben desperdiciar los recursos, así les darás el hábito de ahorrar. 

Decir que los hombres son superiores a las mujeres, o viceversa
El machismo y la misoginia comienzan en casa, no permitas que se sigan propagando.


Robar la ilusión a otros niños
Quizá tus hijos ya saben que Santa Claus y los Reyes Magos no existen, pero eso no es excusa para que le quiten la ilusión a los niños más pequeños. 

Mala educación sexual 
Aunque sabemos que te encantaría que fueran niños para siempre, la realidad es que vivimos en un mundo híper sexual. Si bien hay cosas que no les puedes explicar, es importante que les des información de acuerdo a su edad.

Te falten al respeto con groserías 
Tú los respetas a ellos y por lo tanto, ellos te deben respetar a ti. Tampoco debes permitir conductas violentas. 

Romper o lanzar objetos como consecuencia de un enojo
Es fundamental que trabajes con ellos la identificación de las emociones para que puedan gestionarlas. Educar un ser humano es un reto, pero tienes que ser un ejemplo a seguir para tus pequeños.

Cómo comenzar un romance (cuando tienes hijos) y no morir en el intento

Previous article

¿Viajas con niños pequeños? ¡Haz que vuelen contentos!

Next article

You may also like

Comments

Leave a reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *